Black Hat SEO: La estrategia temida del posicionamiento

En las películas, en las historias y en los cuentos de fantasías, siempre aparece un súper villano. Un ser oscuro, el de la presencia temida, el de los planes macabros que no siente remordimiento y cuyo nombre es mejor no pronunciar.

No hay que ir ni siquiera a la ficción para encontrar este tipo de personajes, no es sino mirar en la internet. Por ejemplo, y para aquellos que nos gusta el mercadeo y los negocios, nos encontramos siempre con la mención de uno de esos villanos, que resulta, más bien, ser uno de esos temas tabúes y prácticas no muy aconsejadas, como lo es el Black Hat SEO.

Un asunto que muchos miran con cautela, con desconfianza y con temor infundado, por el desconocimiento que se tiene con respecto al tema. Es que, el misterio es el principal ingrediente para incrementar los miedos.

Por suerte, para eso estamos en este artículo presente, para conocer de qué se trata este villano, al que aquí llamamos: la estrategia temida del posicionamiento.

¿Qué es el Black Hat SEO?

Se ha definido al Black Hat SEO, como la técnica de posicionamiento que se logra por medio del engaño a los motores de búsqueda, bien sean los de Google, Yahoo, Bing u otros.

¿Cómo logra el engaño?

Algunas de las técnicas que utiliza el Black Hat SEO son:

  • El desafío de las normas y directrices que proponen los buscadores.
  • La interrupción de la navegación de los usuarios
  • El desorden y palabras que no hacen ningún sentido para las personas

Estas y más razones fueron por las cuales, los motores de búsqueda comenzaron a penalizar estas prácticas.

Si existe un Black Hat SEO, ¿existe un White Hat SEO?

Todo buen villano necesita de un contrario para poderse definir como tal. Por tanto, sí existe un White Hat SEO.

Esto de llamar a las técnicas de SEO blanco o negro, sale de la propuesta de las películas de vaqueros en donde los buenos portaban sombreros blancos y los malos, sombreros negros.

Con esto podríamos concluir que el White Hat SEO es bueno y el Black Hat SEO es malo. ¡Pero espera un momento! Primero, es muy delicado afirmarlo de tal manera y segundo, no es totalmente real.  

Mejor, vamos por partes:

¿Qué es el White Hat SEO?

En términos generales, el White Hat SEO es la práctica que los algoritmos y los motores de búsqueda pretenden encontrar en la creación de tus contenidos para poder determinar su posicionamiento en los resultados con respecto a una determinada palabra clave.

El White Hat SEO se compone de lo siguiente:

  • De la construcción de un contenido de calidad. Es decir, que el contenido tenga un fin útil y que aporte valor al lector, para que este quiere regresar. Así como también, para que otros blogs nos enlacen.
  • Con títulos importantes que contengan descripciones y palabras clave. Que sean llamativos y directos.
  • De palabras clave que tengan sentido. Deben ser usadas a lo largo del texto, pero sin sonar forzadas, sino más bien, de forma natural, posicionadas de manera estratégica, que aporte al texto y concuerde con el ritmo de lectura.
  • Buena escaneabilidad. Para ello existen las divisiones H2, H3, etc, que permiten al lector visualizar el contenido por completo, además del uso del  texto alternativo para las imágenes.
  • De enlaces a otros blogs. Una construcción social en la que puedes aportar conocimiento y recibir otro de calidad.
  • Publicación constante
  • Por último, el uso de YouTube favorece mucho.

Pero no nos digamos mentiras

Las cosas no funcionan así nada más. No basta con poner un título atractivo ni de poner el texto alternativo en las imágenes para alcanzar los primeros resultados de búsqueda.

Sin ánimos de ofensa, las meras prácticas de White Hat SEO por sí solas, son un tanto ingenuas. No son suficientes. De hecho, es lo mínimo que debe hacerse, pero la competencia cada vez incrementa más y debemos recurrir a técnicas más avanzadas; que muchas veces, lindan en la relación con las técnicas del Black Hat SEO.

Es que, a decir verdad, todos siempre hacemos Black Hat SEO, pero no hay que alarmarse por ello. El asunto es saber diferenciar lo aceptablemente permitido y lo que va en contra de la legitimidad.

Para Google, por ejemplo, a lo único que no llama Black Hat, es a tener una página bien formada y publicar buen contenido. Pero solo hacer eso, está muy por debajo de los resultados que nos traería usar el Black Hat SEO; incluso el buen Black Hat SEO.

En la práctica

Todo lo que realmente posiciona a tu web, es Black Hat. Pero, para lograrlo de este modo, primero hay que dominar el White Hat.

Los algoritmos son máquinas cuya programación es el de rastrear datos. No distinguen entre un buen contenido y uno malo. Selecciona los sitios, para el posicionamiento, de acuerdo al número de veces que hayan sido enlazados, compartidos, buscados y leídos.

Ahí, precisamente, en la búsqueda del factor perfecto para posicionar, se encuentra el Black Hat SEO.

El buen Black Hat al que hacía referencia, es ir tras esas formas de mejorar tu web, sea a través de la compra o la fabricación de esos datos. Eso sí, hay que tener cuidado y saberlo hacer sin perjudicar a otros.

Hay un montón de actividades que hacemos que en realidad van en contra de la normatividad de Google.

Este motor de búsqueda, por su parte, nos recomienda, para contar con nosotros en el posicionamiento, crear contenido útil y único que sea nutrido por sí solo.

Pero, nosotros por nuestra parte, le pedimos siempre a algún amigo compartir nuestro enlace, o lo hacemos nosotros mismos dejando comentarios en algún otro blog.

También, faltamos a la directiva principal, cuando intentamos predecir la demanda de una palabra clave usando SemRush, Keyword Planner o algún otro, en lugar de construir contenidos de acuerdo a nuestros usuarios.

Técnicamente, esto está catalogado como Black Hat SEO

No está dentro de los postulados del posicionamiento hacer esto. Pero, de la teoría a la práctica, esto es lo que acontece.

Lo que sucede, es que cuando trabajamos por un posicionamiento y utilizamos estas técnicas, no las entendemos como Black Hat; ya que en la cotidianidad, este nombre se lo adjudicamos únicamente a las prácticas ilícitas.

¿Es entonces el Black Hay una actividad ilegal?

No, el Black Hat SEO no es una práctica ilegal, a menos que atentes contra otra web. Pero hacer eso, ya no es ni siquiera una práctica ética y puede conllevar a problemas legales monetarios de ser así.

Cuando realizas técnicas de Black Hat como las que mencionamos en el apartado anterior, nada malo puede suceder. Salvo que comiences a inundar espacios donde tu sitio o blog no aporta en nada a los lectores. Si haces esto último, Google se dará cuenta y podrá excluirte de sus servicios. Esto ya es suficientemente malo para pensar en apelar por buenas prácticas.

De igual modo, el Black Hat SEO, como lo conocemos desde su obscura maldad, no son ni siquiera prácticas gratuitas. Para lograrlo, se requieren de:

  •   Softwares
  •   Servidores
  •   Cuentas
  •   Un montón de asuntos que necesitan dinero, conocimiento informático y mucho tiempo.

¿Ya ves por qué no hay que alarmarse por incurrir en la mala práctica?

Además, cabe resaltar que los algoritmos cada día se hacen más fuertes para detectar el verdadero Black Hat, y así evitar que seas afectado por el posicionamiento no merecido de algún otro.

Al ser los algoritmos más inteligentes, muchas de las técnicas del Black Hat cayeron en desuso. Aún así, si es de tu interés, puedes continuar leyendo para conocerlas. Nunca se sabe que un futuro regresen.

Técnicas del Black Hat

Cloaking

Es un técnica que ya no se utiliza más. No obstante, consistía en mostrar a los usuarios, un formato web cuando a los buscadores se les mostraba otro. Es decir, se le mostraba a los motores, solo la parte optimizada del sitio.

Esta técnica requiere de conocer la dirección IP de los rastreadores, para saber cuándo es que ingresan al sitio.

Spaming keywords

Esta técnica trata de rellenar el contenido de un sitio web con palabras clave con textos ocultos en la web.

Textos ocultos

Consiste en poner texto invisible para los usuarios pero que los buscadores sí pueden leer. La manera de hacerlo es a través de JavaScript.

Backdoors

Significa, puertas traseras. Esta técnica consiste en dejar enlaces y texto propios ocultos en los sitios web ajenos para así crear ranking para sus sitios a través del Link Building.

También ha sido utilizado para hacer que la competencia descienda en el posicionamiento de las búsquedas, por palabras que no tienen nada que ver con lo que el usuario busca.

Fue muy utilizada en los años 2000 y fue gravemente ilícita. Los buscadores se volvieron muy hábiles para detectar este año que puede hacérsele a los sitios.

La penalización de esta práctica, no solo tiene que ver con el posicionamiento, sino con demandas económicas para la empresa deshonesta que comenzó a hacerlo.

Spinning

Es una técnica que está siendo muy utilizada y se refiere a la creación de un artículo reutilizando diferentes textos originales y cambiando palabras por sinónimos, manualmente o mediante un software, para acelerar la generación de contenidos de una forma sencilla.

Keyword Stuffing

Consiste en el uso excesivo de palabras clave dentro de un texto con el objetivo de darle más relevancia a esta palabra, sin importar que tenga sentido o no. A esto se le llama sobre-optimización y hacerlo, te marcará inmediatamente como spam.

Comentarios dofollow

Está bien comentar en otros blogs, siempre que dejes en ellos enlaces que sí aporten y creen conversación alrededor. El dofollow se trata de dejar comentarios donde sea sin importar si es beneficioso o no.

Hijacking

Ya no es muy común porque es muy difícil de conseguirlo sin ser detectado antes. Pero la idea de esto es clonar una web, conseguir enlaces y menciones sociales que hagan creer a Google que la página es la original.

En conclusión

Al fin de cuentas, el black hat no es algo bueno o malo, todo depende del uso y las intenciones. Nada conseguirás si no piensas en el lector, pero como mencioné en un principio, hay algunas técnicas que usamos siempre y lo creamos o no, son Black Hat. La diferencia es que no apelan a la ilegalidad sino a la construcción de valor verdadero para el usuario.

El Black Hat es, de hecho, tan solo otra forma de hacer SEO. Solo que, a todos nos cabe anotar, que lograr buenos resultados en las búsquedas parten, más bien, de practicar mucho, analizar, pasar muchas horas comprendiendo a Google.

Hay que experimentar y ensayar con nuevas tácticas.

E-book Google Analytics: Guía Completo
Valentina Giraldo

Escrito por: Valentina Giraldo Amante de las caricaturas que sueña con escribir guiones para ellas. Publicista con amor por la literatura y Literata con aspiraciones de publicista. Trabaja para Rock Content haciendo lo que más le apasiona en la vida: comer dulces y escribir a la vez.



Deja un comentario

Marketing Ventas Tecnología En La Práctica
Ebook - Marketing en Instagram: la guía de Rock Content

300 000 personas ya están recibiendo nuestros contenidos a través de correo electrónico. Únete a ellos!



Rock Content es el líder de marketing de contenidos, ayudando a cientos de empresas a alcanzar sus objetivos en marketing.