cómo vender en Instagram

¿Sabes cómo vender en Instagram?

Laís Bolina
Las redes sociales pueden ser un impulso para tu negocio. Posiblemente esto ya lo sabes. Muchas personas reunidas en un mismo canal, dispuestas a consumir varios tipos de contenido y también para interactuar con ellos.

Es decir: es el ambiente propicio para que, de manera estratégica, divulgues tus productos y servicios o incluso tu estrategia de marketing de contenidos para aumentar el alcance y la visibilidad de tu marca, generando relaciones, autoridad y una infinidad de otros beneficios.

Sin embargo, de manera más práctica, puedes usar las redes sociales para realizar ventas efectivamente. Y con Instagram, esta tarea puede ser aún más fácil.

¿Por qué Instagram?

¡Esta respuesta es bien simple! Instagram funciona como una vitrina en línea.

Básicamente, el contenido publicado en las redes sociales es visual. Y si lo usas de manera correcta, podrás hacer de la plataforma tu segunda vitrina; a la vez que agudizas el deseo de las personas que les gusta tu página y hasta de aquellos que nos les gusta, a través de los anuncios.

Según el mismo Instagram, el 72% de los clientes dicen que las fotos de un producto en la red, aumentan sus posibilidades de compra. El 38%, por su parte, afirma que realiza compras con frecuencia a partir de productos encontrados en Instagram.

No obstante, para que eso funcione, necesitas entender las dos características fundamentales de esta red. Que además afectan directamente el comportamiento de los consumidores sobre el contenido publicado.

Dinamismo

Una de las funcionalidades que hace que las personas amen esta red social es su dinamismo. Es decir, las personas esperan contenidos de consumo práctico y rápido.

Si tus publicaciones no atiende estos requisitos, posiblemente no tendrá tanto poder de venta como podría.

Cuanto más “fáciles” de consumir sean los contenidos, mayores posibilidades se tiene de llamar la atención de los clientes potenciales.

Y esas facilidades pueden darse de varias formas: leyendas, “me gusta”, fotos con buena calidad y videos cortos y objetivos, por ejemplo.

“Experiencia” y experimentación

Otra característica que está muy presente en esta red social es la capacidad de presentar a los espectadores experiencias con lo que está siendo publicado.

Vamos a pensar en el contenido de los usuarios en general: lugares, comidas, eventos, situaciones inusitadas…

Además de las amadas/odiadas “selfies”, los demás contenidos generalmente están asociados a sensaciones que pueden ser despertadas a partir de experiencias.

Por eso, las marcas que desean usar la red como un impulsor de ventas necesitan tener en mente y proporcionar a los consumidores, verdaderas experiencias con sus propuestas y productos.

Observando estos dos factores, deberás haber notado que la idea de aumentar tus ventas a partir de Instagram va a depender directamente de la manera con que proporciones el contenido a tus usuarios.

Consejos para vender más (y de mejor manera) en Instagram

Además de las características que ya citamos, existen otras acciones que pueden ayudar a tu marca a alcanzar el enganche y la conversión a través de Instagram.

Estos interfieren directamente en la experiencia del usuario y por eso puede ser el gatillo necesario para que tus clientes potenciales se tornen en clientes.

Cuenta una historia

Como ya dijimos, el contenido consumido puede proporcionar una “experiencia” y esto para el usuario, da muchos puntos en esta red.

Y, con certeza, si tus imágenes cuentan una historia, esa experiencia se torna aún más real. Pero ¿cómo contar una historia?

Recuerda que quién consume tus productos, son personas.

Por eso, el primer factor es pensar que usar personas usando tu producto, dan un mayor sentido que un maniquí o un escaparate.

Además de eso, esas personas tienen un perfil:

Adicionar estos elementos en tu campaña, genera identificación por parte del usuario, aumentando el deseo de consumo.

Por eso, usar temas, contexto o situaciones del cotidiano de la persona en tus imágenes, filtros e interacciones, ¡te dará muchos puntos!

Proporciona información que facilite la compra

Muchas empresas optan por no divulgar toda la información pertinente de un producto en sus publicaciones de las redes sociales, para aumentar la curiosidad de los usuarios y encaminarlo al sitio.

No obstante, principalmente en el caso de Instagram, el dinamismo (como ya también expusimos) es muy importante.

Las personas, en pocos segundos, lograr interactuar con innumerables contenidos pertenecientes a amigos, marcas, legitimadores y famosos, tan solo deslizando el dedo en la pantalla.

Y ese es, inclusive, un diferencial para quien se adhiere a la red.

Por eso, mientras más fácil sea el consumo de un contenido, mayores son las posibilidades de enganche.

Y, en el caso de los productos, si además de la foto se encuentra otro tipo de información como el tamaño, los colores, el precio y un link que dirija a la página de ventas, sería de gran ayuda para el consumidor.

Las personas quieren practicidad. Tener que ingresar a la página de la empresa, dar clic en el enlace, buscar el producto en el sitio…

Todas esas etapas distancia al cliente de la compra y por eso pueden ser piedras en el camino que entorpecen la conversión.

Usa imágenes reales y personalizadas

¡La experiencia de otras personas con un producto o una marca influencian mucho!

Al final, es como si nuestras dudas de calidad, durabilidad y otras características del producto estuvieran siendo solucionadas por una persona que no tiene nada que ganar haciendo publicidad, lo que aumenta la credibilidad de la información.

Por eso, las selfies de los clientes o los comentarios de ellos al respecto de una compra, pueden ser un diferencial y también un impulso para tus ventas en las redes sociales.

Estas aumentan la confianza de los clientes sobre una marca y disminuyen la inseguridad de la compra sin un contrato real con el producto.

Además de eso, las fotos del día día de la empresa o de la marca enfatizando el producto, de alguna forma dan mayor sensación de personalidad y recuerdan a las personas que una marca es hecha por otras personas.

Esto genera interacción y cercanía, lo que vuelve más probable los intereses de compra.

Piensa en la calidad de las imágenes

¡Esto debería ser obvio! La idea es resaltar las cualidades del producto y, de la manera más rápida posible, atraer la atención del usuario.

Tienes tan solo algunos segundos de atención para lograr el interés de ellos.

Y eso se facilitará con imágenes de calidad, aún más desde que Instagram habilitó la opción de Zoom, además de elementos que despierten la atención de tu persona.

Esto también es válido para los videos: el audio, la calidad de la imagen, el tiempo de duración, todo eso influye en el consumo de tu audiencia y serán diferenciales para la interacción con tus publicaciones.

Responde a las preguntas de los usuarios – rápidamente

Muchos usuarios hacen preguntas a las marcas en las redes sociales y eso es muy bueno: demuestra el interés de las personas con respecto a tu producto o servicio.

Sin embargo, la falta de respuestas o incluso la demora en el atendimiento pueden hacer que este deseo pase y, con él, la oportunidad de venta.

Por eso sé rápido, atento y si es posible, dependiendo de la dimensión y objetivo de tu estrategia, ten una persona específica para atender a los consumidores que interactúen con la marca por la red.

Mantente preparado: Shoppable Instagram

Varias empresas como Yotpo y ReadyPulse ya desarrollaron herramientas que permiten que los usuarios hagan compras directamente en Instagram. Funciona como un e-commerce.

Por eso mantente preparado: en breve, esas herramientas llegarán a los mercados de Latinoamérica, y es claro que nosotros hablaremos de eso en cuanto llegue a suceder. Y si usas Instagram como una herramienta de venta para tu negocio, tendrás todavía más posibilidades con esta plataforma.

Estas son integradas a la página de la empresa y, con pocos clics, el usuario puede comprar el producto anunciado en la red directamente de una “pseudo-página” del propio Instagram.

cómo vender en Instagram

Fuente: Yotpo

Conclusión

Sea para las tiendas físicas o el e-commerce, Instagram puede funcionar como una segunda vitrina para tu negocio.

Todo depende, a decir verdad, de la persona a la que te dirijas. Ya que esta debe tener un perfil que interactúe y consuma contenidos de la red. También, depende de tu estrategia, la cual debe estar enfocada en conversiones, facilitando tanto el consumo del contenido para el usuario como la misma compra.

Por eso, la palabra clave en este caso, es experiencia del usuario: ¿qué puede hacer tu empresa para volver más simple, fácil, rápido, interesante y placentera la experiencia de tu audiencia?

No existe una fórmula mágica (como en todo el marketing digital), pero existen pequeñas acciones y detalles que hacen la diferencia en cómo tu persona podrá interactuar con lo que publicas, y esos diferenciales relacionados al atractivo y a la practicidad, será determinantes al momento de comprar.