Guía de estilo

¿Quieres hacer una guía de estilo para tu empresa? Te contamos, paso a paso, cómo hicimos la nuestra

Si tu empresa tiene un blog, sitio, medios sociales (o cualquier otro canal) llega un momento en que necesitas definir, con claridad, cuál lenguaje será utilizado en cada uno de ellos.

Si tu empresa tiene un blog, sitio, medios sociales (o cualquier otro canal) llega un momento en que necesitas definir, con claridad, cuál lenguaje será utilizado en cada uno de ellos.

Especialmente si lidias con diversos productores de contenidos. Mientras más personas entran en contacto con tu contenido, mayor es la posibilidad de que surjan inconsistencias de lenguaje.

Es ahí dónde entra a jugar la guía de estilo: un documento que estandariza el lenguaje y tono de voz de tu empresa, garantizando que sea adoptado de manera correcta en los canales de comunicación.

Pero.. será que realmente necesito hacer una guía de estilo? ¿Eso no sería una pérdida de tiempo?

Obviamente esa es una decisión de tu empresa. Una guía de estilo puede ser algo largo, complicado de hacer y tomará tiempo y dedicación de tu equipo.

¿Pero será que no vale la pena hacer esa inversión y optimizar tu tiempo en el futuro? Al final, sin un manual de buenas prácticas de lenguaje y escritura, tardarás mucho tiempo corrigiendo todos los contenidos que pasan por ti mientras garantizas que son adecuados a la propuesta de tu empresa.

Es por eso que, en este contenido, te explicaremos el proceso de producción de nuestra propia guía de estilo y te daremos consejos para construir una para tu empresa.

¿Vamos?

 

Cosas para saber antes de comenzar

Antes de que comencemos, es importante que definas qué quieres abordar en tu guía de estilo. Nosotros escogimos hacer una guía completa, explicando con detalles el lenguaje y el tono de voz de cada uno de nuestros canales, pero eso no quiere decir que necesitas hacer lo mismo con la tuya.

La guía de estilo de MailChimp (que nos inspiró mucho en la producción de la nuestra), por ejemplo, es más bien breve: ellos eligieron abordar tan solo los patrones textuales.

En nuestro caso, como tenemos muchos canales, muchas personas envueltas y mucho contenido siendo producido en todos ellos, para nosotros es esencial hablar de las buenas prácticas no solo textuales, sino también de imagen, en cada una de ellas.

Sin embargo, es importante tener en mente que tu guía NECESITA contener:

  • Tono de voz de tu marca
  • Lenguaje
  • Detalles y definiciones de cómo utilizar ciertos términos (nosotros decidimos, por ejemplo, que escribiremos email así, sin guion).

 

Estructura de una guía de estilo

¿Cómo estructurar tu guía de estilo? Aquí, vamos a mostrarte cómo estructuramos la nuestra y cómo puedes estructurar la tuya. Recuerda que lo que vamos a poner aquí son sugerencias, no reglas.

Adáptate de acuerdo a las necesidades de tu empresa 🙂

 

Sección 1: Tono de voz de la empresa

Esta debe ser la sección introductoria de tu guía. En ella, es importante hablar sobre tus elecciones emocionales de lenguaje.

 

Quien quieres ser

¿Quién quiere ser tu empresa? ¿Cómo quiere ser vista por las personas que entran en contacto con ella desde cualquier contenido de la marca? Aquí, por ejemplo, nosotros tomamos la decisión de querer ser autoridad y referencia cuando se habla de Marketing de Contenidos y educar sin preámbulos.

Eso ya  dice mucho para alguien que vaya a leer nuestros textos o escribir para nuestros blogs. Queremos educar siendo objetivos y directos al punto.

 

Definir estilos generales del tono y voz

En la sección 1, también es interesante definir los estilos generales de tono y voz. Los valores de la empresa pueden guiarte mucho en la producción de esta parte. Mira nuestras definiciones como ejemplo:

 

La voz de Rock Content

Nuestra voz es energética, amigable, informal y objetiva. Nosotros somos:

  • Informales, sin perder la autoridad;
  • divertidos, sin perder la objetividad, seriedad y profesionalismo;
  • ¡didácticos! Adoramos enseñar:
  • confiados, pero no arrogantes;
  • amigables, sin sobrepasar los límites del buen sentido;
  • provocativos, queriendo llevar al lector a tomar un siguiente paso;
  • claros como el agua (¡David Allen estaría orgulloso!);
  • siempre abiertos a nuevas sugerencias.

¡Sé objetivo en la definición de tu tono de voz! No te extiendas mucho. Piensa que, si tu guía de estilo es larga, pocas personas la leerán completamente hasta el final, pero el tono de voz es esencial que sea leído por cualquier persona que vaya a producir contenido para tu empresa, entonces sé breve.

 

Sección 2: Detalles por canal

¡Sección 2! Es aquí donde las cosas pueden ser un poco más complicadas, en caso de que tengas muchos canales (como es nuestro caso). Sin embargo, independiente de la cantidad de canales importantes que posees, es interesante seguir la siguiente estructura para presentarlos en tu guía de estilo.

 

Qué es el canal

Explica qué es el canal y cuál es su principal función. Si fueras un blog, por ejemplo, habla sobre el objetivo de los contenidos del blog.

 

Tipos de contenido

Incluir los tipos de contenidos es opcional, sin embargo, extremadamente interesante, en caso de que tengas freelancers produciendo contenidos para ti, por ejemplo.

Con los tipos de contenidos detallados en tu guía de estilo, estos conseguirán con mayor claridad, el objetivo de cada pauta o proyecto que estén trabajando.

 

Buenas prácticas

¡No pueden faltar las buenas prácticas! En esta parte, da consejos de producción de contenido. Por ejemplo: ¿el redactor debe usar párrafos cortos? ¿cómo debe incluir el link en el texto?

Y el uso de las imágenes, ¿cuál es el patrón que debe seguir? Piensa con calma en lo que es esencial en un contenido de tu empresa e incluye todo en las buenas prácticas de tu guía de estilo.

No olvides nada importante, ¿bueno?

 

Cómo hicimos nuestra guía de estilo

La parte de los canales, probablemente, será la más extensa de tu guía de estilo. Nosotros optamos por estructurarla de la siguiente forma:

 

NUESTROS CANALES

El blog Marketing de Contenidos

El blog Salida de lugar

Blog Escribe para la web

Nuestros canales de Medios Sociales

Otros canales de Rock Content

*Por ahora solo contamos con Marketing de contenidos y canales en Medios Sociales en español.

 

Detallamos primero, el lenguaje y características de nuestros tres blogs. Después de eso, hablamos sobre nuestros canales de medios sociales y pasamos rápidamente sobre nuestros otros canales (como La Universidad Rock Content o Rock Jobs)

 

Sección 3: Otras cosas importantes

La sección 3, “otras cosas importantes” ¡es completamente opcional! Solo para que entiendas mejor lo que pusimos en esta sección, esto es lo que escogimos para dar a conocer en nuestra guía de estilo:

 

OTROS

Nuestras ofertas

Nuestros emails

Landing Pages

Conversando con los Leads

 

MÁS

Elementos de la web

Manual de Marca

Diccionario

Decidimos hablar sobre el lenguaje de nuestras ofertas, emails, landing pages y ofrecer algunos detalles sobre cómo conversar con nuestros leads.

Todo esto es muy importante para que nuestros funcionarios y socios de co-marketing entiendan cómo funciona la mecánica de comunicación de nuestro proceso de generación de leads.

También decidimos insertar:

  • Elementos Web;
  • Manual de Marca;
  • Diccionario de términos más usados en nuestro día a día.

Percibimos que, al tener el uso de marca, elementos web y términos más importantes registrados, se ahorra mucho tiempo y se optimiza al conversar con socios potenciales que necesitan usar nuestra identidad visual o hasta clientes que quieren entender los términos que usamos en nuestras conversaciones.

Ah, no olvides: independiente de decidir o no, incluir la sección 3 en tu guía de estilo, no olvides hacer una breve conclusión sobre todo lo que decidiste insertar en él, ¿está bien?

 

Otras guías de estilo que sirven de inspiración

Cada empresa tiene su propio estilo (¡obvio¡) al hacer su guía. Por eso, antes de que hagas el tuyo, sería muy bueno si reúnes el máximo posible de referencias para entender cómo cada marca escoge registrar su lenguaje y tono de voz.

Aquí en Rock Content usamos las siguientes guías como referencia:

 

¿Dónde usar tu guía de estilo?

Crear tu guía de estilo no garantiza que las personas leerán lo que pusiste allí.

Pero no cuesta nada intentar, ¿verdad? Divulga tu guía entre tus colaboradores, socios, freelancers y clientes (si así creen necesario). Recuerda usarla siempre que cualquier duda surja sobre tu lenguaje 🙂

¿Pretendes crear una guía de estilo o ya tienes una en tu empresa? ¡Conversemos sobre ello!