pérdida de posicionamiento en google

¿Perdiste tu posicionamiento en Google? ¡Descubre qué hacer para revertirlo!

Redactor Rock Content
Nada de desespero: ¡aquí te contamos lo que necesitas hacer para descubrir, evitar y revertir la pérdida de posicionamiento en Google!

¿Cómo? ¿Por qué mis links caerían tanto en el posicionamiento de Google?

 

Quien trabaja con SEO ya debe haber visto esa pregunta varias veces. Tal vez debido a una actualización del algoritmo del buscador, o por algún problema en el sitio, o incluso por causa de una competencia que hace un buen trabajo – los motivos para perder el posicionamiento en SEO son variados.

 

Pero la sensación de desánimo es la misma. Todo aquel trabajo de optimizar las páginas y conquistar un buen posicionamiento… todo por el desagüe.

 

¡Calma! En este artículo vamos a ayudarte a analizar lo que sucede y a retomar tus posiciones en los resultados de búsqueda orgánica.

 

Vamos:

 

Confirma si tus páginas REALMENTE perdieron posicionamiento en Google

Despertar por la mañana, prender el computador y percibir que tus páginas perdieron posicionamiento no es nada genial. En esta situación, puede vencer el desespero.

 

Entonces, el primer consejo es: relájate, ¡todo saldrá bien!

 

Después, entiende qué es lo que está pasando. Verifica que realmente hubo una caída en el posicionamiento, pues el sistema puede captar información errada o Google puede hacer experimentos y tú mismo puedes estarte engañando.

 

Para eso, verifica:

 

¿El tráfico orgánico cayó en las páginas afectadas?

En Google Analytics, compara el tráfico orgánico de las páginas afectadas con otros periodos. Tal vez la caída sea tan solo una fluctuación natural durante un día festivo o determinado día de la semana.

 

¿La caída en el posicionamiento es efectiva?

Vale la pena esperar uno o dos días para confirmar si la caída se mantiene. Si fuera una variación natural, todo volverá a la normalidad; si no, es necesario reaccionar. Para eso, monitorea tus principales palabras clave todo el día – así, si sucede un problema, ganas agilidad.

 

¿Google Search Console muestra la caída en el posicionamiento?

GSC ayudará a confirmar si hubo una caída. Verifica los clics, impresiones y posicionamiento promedio de tus palabras clave y páginas para certificar.

 

Descubre lo que pudo haber salido mal y retoma el posicionamiento en Google

Hiciste el procedimiento de encima y tienes la certeza de que hubo una caída en el posicionamiento: Houston, we have a problema… Sigue nuestro paso a paso para descubrir el problema y solucionarlo:

 

1.   ¿Google actualizó su algoritmo recientemente?

La respuesta para esta pregunta probablemente será sí. Google siempre está mejorando su algoritmo para mejorar la experiencia de búsqueda y evitar prácticas de black hat.

 

Sin embargo, algunas actualizaciones son más drásticas. En esos casos, toda la comunidad de SEO se mueve, muchos blogs publican sobre las alteraciones y hasta el mismo Google hace un anuncio oficial.

 

¿Cómo identificarlo?

En primer lugar, infórmate sobre una posible actualización importante próxima a la fecha de tu caída de posicionamiento.

 

Si no hay ninguna noticia, analiza el desempeño en las páginas en Bing y Yahoo. Si la caída brusca del posicionamiento no se dio en ellos, es con el mismo Google mismo con quien tienes que arreglar tus cuentas.

 

¿Qué hacer?

Google nunca penalizará un sitio que sigue las directrices de calidad. Por lo tanto, si fuiste castigado, probablemente hiciste algo que a él no le gustó, como plagiar contenidos o manipular backlinks.

 

En esos casos, infelizmente, no existe una acción automática para recuperar su posición. Necesitas ver lo que has hecho mal, corregir y esperar a que Google revise tu sitio.

 

Y para prevenir en el futuro, sigue siempre el principio mayor de Google: la experiencia del usuario, siempre debe estar en primer lugar.

 

2.   ¿Tu sitio perdió backlinks?

Una de las estrategias más eficientes para conquistar un buen posicionamiento es el link building. Con links externos de calidad para tu sitio, ganas la confianza de Google.

 

Por eso, perder el posicionamiento en SEO puede significar algún problema con tus backlinks. Especialmente si tienes pocos backlinks, ese impacto puede ser grande.

 

¿Cómo identificarlo?

Para verificar si hay algún problema, utiliza algún software que rastree backlinks, como Ahrefs o Majestic. Entonces, mira si hubo alguna pérdida significativa de links, si sí, analiza:

 

  • ¿Los sitios simplemente removerán los backlinks?
  • ¿Insertarán la etiqueta “nofollow” en los backlinks?
  • ¿Los sitios sufrieron alguna actualización reciente?
  • ¿Serán desactivados o estarán fuera del aire?
  • ¿Hubo algún cambio en la URL de tus páginas?

 

Esas son algunas cuestiones que ayudan a entender lo que ocurrió y a reaccionar para recuperar los links y la autoridad de las páginas.

 

¿Qué hacer?

Puedes intentar entrar en contacto con el administrador del sitio para saber si la remoción del link fue consciente o accidental e intentar reconquistar el link.

 

Tal vez, sea necesario tan solo aguardar que el sitio regrese al aire, o solicitar el link nuevamente, o tornar tu contenido más atrayente para ser referido una vez más.

 

Si la URL de tu página cambió, por una acción manual o un cambio en la estructura del sitio, perderá todos los backlinks. Para corregirlo, las URLs antiguas necesitan ser redireccionadas a las actuales. Así, los usuarios llegarán a los links correctos y la autoridad de las páginas será retomada.

 

3.   ¿Modificaste los links internos de las páginas afectadas?

No solo los links externos afectan el posicionamiento de las páginas. Los links internos también tienen una extrema importancia en SEO, pues, revelan a Google, la relevancia y la jerarquía de las páginas internas.

 

Por lo tanto, si hubo algún cambio en los links internos, tus páginas pudieron haber sido impactadas.

 

¿Cómo identificarlo?

La identificación del cambio de links internos debe ser hecha con tu propio equipo y con una herramienta de rastreo, como Screaming Frog. Verifica si hubo alguna alteración reciente con esas:

 

  • Cambios en los links de encima, pie de páginas, menú lateral, productos / publicaciones sugeridas.
  • Cambios en las páginas de autoridad (como página de inicio o la de las categorías);
  • O los cambios en los textos anclas de los links en las páginas afectadas.

 

¿Qué hacer?

Probablemente, los cambios fueron realizados por cuestiones mayores de layout o usabilidad, es decir, no fueron por acaso.

 

Entonces, antes de pedir que todo vuelva a ser como antes, evalúa si el impacto no es insuperable. Tú mismo puedes crear links internos, en diversos locales del sitio. Así, la autoridad de las páginas afectadas será reanudada.

 

4.   ¿Hiciste algún cambio reciente en las páginas afectadas?

Para estar siempre actualizados, los sitios deben pasan por diversos cambios de layout, contenido y código a lo largo del tiempo. Sin embargo, en algunas situaciones, esas alteraciones pueden perjudicar el trabajo de SEO realizado hasta entonces.

 

La buena noticia es que, como estos cambios ocurrieron “dentro de casa”, queda mucho más fácil regresar atrás o corregirlas.

 

¿Cómo identificarlo?

Si hubo cambios en el contenido de la página, eso puede haber impactado en el posicionamiento del SEO.

 

Verifica la palabra clave: ¿aparece en el título, en las etiquetas H1 y H2 y en buena densidad del texto? Esos aspectos son importantes para que Google indexe la página e identifique su relevancia para el término.

 

En cuanto a los cambio en el código, estos pueden impactar la visibilidad de Google sobre la página. Ingresa al GSC para saber si Google logra ingresar la página y leer todo tu contenido.

 

¿Qué hacer?

Si el cambio fue hecho en el contenido, vale la pena evaluar y hacer un recuento de esa vez, y mantente atento en las etiquetas importantes y en la densidad de la palabra clave.

 

Pero si el problema es una alteración de código, hablamos de otro asunto. Los motivos para que Google no logre ingresar o leer tus paginas son diversos, desde la existencia de la etiqueta “noindex” en el código de la página hasta problemas con el hospedaje del sitio.

 

Por lo tanto, esa es una cuestión para tu equipo de desarrollo, pues, envuelve cuestiones técnicas más complejas. Moverte en eso por cuenta propia puede ser peor.

 

5.   ¿El usuario está satisfecho con la experiencia en tu página?

Google considera la retroalimentación de los usuarios para hacer el posicionamiento. Pero, ¿hace eso preguntándole a las personas? No. Durante la navegación, el propio usuario envía señales al buscador sobre su satisfacción con el sitio.

 

Y si el usuario no está satisfecho con tus páginas, pierdes puntos con Google.

 

¿Cómo identificarlo?

Tres datos importantes indican si estás ofreciendo una buena experiencia en tu página:

 

  • CTR (Tasa de clics): Indica si el link está siendo atractivo en los resultados de búsqueda.
  • Tiempo de permanencia: Indica si el usuario interactuó con tu contenido.
  • Tasa de rechazo: Indica si el usuario encontró lo que quería en tu página.
  • Velocidad de carga: Muestra si la página está cargando rápidamente.

 

Datos sobre el CTR, el tiempo de permanencia y la tasa de rechazo de las páginas, pueden ser encontrados en Google analytics.

 

Para saber la velocidad de carga, usa y abusa de PageSpeed Insights.

 

¿Qué hacer?

Los motivos para baja de tasa de clic o tiempo de permanencia pueden ser varios. Por eso, debes evaluar si hubo algún cambio reciente en el sitio que provocó la caída de los posicionamientos en SEO.

 

Por ejemplo, la inserción de un pop-up puede aumentar la tasa de rechazo. Cambiar los títulos puede volver el link menos atractivo para los resultados. El uso de un plugin puede dejar el sitio más lento y espantar a los visitantes. Entonces, evalúa y corrige esos cambios.

 

6.   ¿Cómo está el posicionamiento de los competidores?

Ok, evaluaste todos los cambios que ocurrieron en tu empresa, en tu sitio, en tus páginas y en tus backlinks y no encontraste nada errado. Pero talvez la caída del posicionamiento en SEO no sea culpa tuya, ¿sabías?

 

Mientras trabajas, los competidores también están moviéndose. Y puede ser que ellos hayan superado tu posición en determinada palabra clave.

 

¿Cómo identificarlo?

Usa herramientas que permitan espiar a tu competencia como SEMRush y Open Site Explorer. Pero no dejes el análisis solo cuando hay problemas – monitorea constantemente.

 

Atento en ellos, verifica:

 

  • ¿Cuáles competidores crecen mientras tú has caído en el posicionamiento?
  • ¿Cómo la competencia ha ganado backlinks?
  • ¿Cómo es la página de la competencia ¿Qué tiene de bueno en SEO?
  • Y ¿Cómo es la estrategia de links internos de ellos?

 

¿Qué hacer?

Infelizmente no puedes tocarle la puerta a la competencia y pedir que paren. Lo que debes hacer es observar los movimientos y absorber las mejores actitudes para tu empresa. Pero, a la hora de hacer tu trabajo, ¡puedes ser todavía mejor que ellos!

 

Conclusión

Ahora que ya sabes qué hacer cuando caigas en el posicionamiento de SEO, puedes prevenir para que eso no suceda. Al final, no quieres pasar por ese susto de nuevo, ¿verdad?

 

Adapta tus estrategias para actuar siempre de acuerdo con las directrices de Google, explica a tu equipo que algunas acciones pueden impactar en SEO, monitorea tus páginas y backlinks y mantente atento en la competencia.

 

Además de eso, es importante también acompañar las métricas que muestran el desempeño de tu estrategia.