Consejos de marketing digital

Los 10 mejores consejos de Marketing Digital para Instituciones Educativas

José Fermín
Una Institución Educativa, sea cual sea su segmento, tiene una tarea bastante delicada a la hora de conquistar clientes.

Después de todo, la persona está eligiendo la formación que quiere para su vida.

Nosotros entendemos y respetamos eso, porque sino no podríamos estar aquí, siempre trabajando para producir contenidos interesantes y relevantes para nuestro público.

Para poder captar más alumnos, es necesario invertir y el Internet ha demostrado ser un ambiente extremadamente eficaz para hacerlo con éxito.

La cuestión es entender cómo funciona y cuáles son las mejores herramientas y estrategias para sacarle provecho.

Por eso hicimos este artículo, para traerte los mejores consejos de marketing digital para empresas de educación.

A partir de ellas, podrás –junto a tu equipo– desarrollar un plan exitoso para mejorar la captación y retención de alumnos.

¡Empecemos!

La importancia del marketing digital para Instituciones Educativas

¿Por qué el marketing digital es importante para ti?

La respuesta es muy simple, rápida y práctica: porque las personas pasan bastante tiempo en Internet.

Para las empresas del mercado educacional, eso significa una oportunidad para lograr que esas personas encuentren su institución.

Las herramientas de marketing digital para empresas de educación son muchas, de hecho tenemos:

  • Página web: bien montada y estructurada, con información institucional y referente a los cursos;
  • Blog: para publicar los materiales más diversos y actuales sobre educación, que ayuden a tu público objetivo a entender mejor el papel de tu institución.
  • Redes sociales: sirven como canal de divulgación de materiales y, también, como un servicio de ayuda al cliente, a través de mensajes y chats;
  • Email: ofrece a los interesados un material más profundo y ayuda a educarlo sobre las mejores decisiones referentes a su futuro educacional;
  • SEO: o Search Engine Optimization, es un conjunto de herramientas y acciones para ayudar a tu sitio a aparecer en las primeras páginas de los resultados de una búsqueda orgánica en motores de búsqueda, como Google;
  • Contenido: fundamental para todo lo que mencionamos anteriormente. Sea por medio de material audiovisual, artículos, infográficos, e-books y muchos otros, es él quien va a explicar a tus clientes potenciales lo que ofreces, cuáles son las ventajas que aportas y lo que te diferencia de la competencia.

Todos estos puntos te van a ayudar a llevar a tu público materiales que permitan a cada uno de ellos –y estamos hablando de un grupo de edad y socio cultural cada vez más diverso- resolver sus dudas sobre su elección académica.

Los mayores beneficios del marketing digital para IE

Y lo mejor está justamente ahí.

Educar al público objetivo y a los posibles clientes significa que los mayores interesados salen ganado:

  • La clientela va ser más conocedora y podrá planear de forma más sólida y garantizada su inversión en educación.
  • La empresa tendrá cada vez más alumnos que entran en la institución ya entendiendo su funcionamiento y lo que puede – ¡y debe! – esperar de ella.

Y le puedes preguntar a tu equipo de atención: muchas de las preguntas, reclamos y dudas que quieren resolver tus clientes son cosas muy simples y que podrían ser solucionadas y evitadas a través de una comunicación más directa y clara.

Principales consejos

A partir del entendimiento de la importancia y beneficios del marketing digital para empresas de educación, es más fácil comprender porqué es una inversión que cada vez crece más en las empresas de los más diversos nichos en todo el mundo.

Entonces, ahora es momento de poner la carne en el asador:

1. Estudia el mercado

Puedes preguntar a cualquier empresario exitoso y te responderá que una considerable parte del éxito de un negocio está en conocer el mercado, la competencia, los servicios, las novedades, tendencias…

Al final, la información vale oro. Para que puedas saber qué hacer para conquistar más alumnos, necesitas estar al tanto de lo que es ofrecido, cuál es la demanda y cuáles son los mejores formatos.

Es necesario estar atento: el mercado está en constante cambio y evolución, por eso, no basta una investigación para hacer un plan de negocios y dejarlo a un lado.

Es necesario estar siempre atento para no acabar siendo obligado a “correr atrás de un prejuicio”.

2. Conoce *todo* sobre tu público objetivo

Es importante el énfasis en la palabra “todo”.

El cliente es el punto principal de interés de una empresa.

Sin él, no hay venta, lo que compromete todo el sistema e impide que una empresa sobreviva.

Es así de simple.

Y para hacer marketing digital para una instituciones educativas de forma consistente y consciente, es necesario investigar el perfil de esas personas, cómo se comportan en internet y cómo pueden ser atendidas y enganchadas de la mejor forma.

Es interesante pensar que, así como el mercado, el público cambia.

¿Quieres un ejemplo claro? Hace diez años las personas no acostumbraban usar el internet para navegar en páginas desde su celular, ¿cierto? A lo mucho, revisaban sus emails.

Y hoy, ya sea a través de smartphones o tabletas, la navegación móvil crece cada vez más.

Eso significa que siempre es necesario investigar y saber qué está afectando los hábitos de consumo y cómo lidiar con ellos para continuar creciendo.

Ah, y nosotros sabemos es imposible saber *todo* sobre algo, pero lo importante es que esta sea una de las metas que, aunque no puedan ser alcanzadas, sirvan de parámetro para conquistar la excelencia.

3. Conoce cada etapa de tu embudo de ventas

El embudo de ventas es la herramienta que permite a cualquier empresa hacer una gestión eficaz de sus oportunidades de venta.

Para el marketing digital para empresas de educación, eso significa aprender a traer cada vez más interesados a tu institución y, a través de tu contenido, atraer la mayor cantidad posible de personas a tu empresa.

4. Apuesta por ser LA Institución

No, las instituciones educativas no son “todas iguales”.

Es lógico que existan aquellas que se pierden en el mar, pero tú no debes ser una de ellas.

Tu inviertes en las calidad de tus procesos internos, en el cuerpo docente, en las instalaciones, solo que, para que tu público sepa eso, es necesario contar con mucho más que el boca a boca.

Es necesario y fundamental que hagas tu propia publicidad. Atraer al público con tus cualidades.

Muéstrales los beneficios que tu institución puede aportar a su educación o a la de sus hijos.

O sea, véndete.

5. Planea a corto, medio y largo plazo 

Ningún plan, por muy bueno que sea, se sustenta sin una planeación cuidadosa.

Este permite, no solo una implementación más tranquila, si no más seguimiento y medición de los resultados y proporciona material para mejorar.

Por eso, a la hora planear el marketing digital de tu empresa, no olvides trazar objetivos claros, tanto para el futuro próximo como para cuando estés más adelante en el camino.

Y no olvides acompañar esos resultados y crear métricas realistas que permitan su evaluación.

Sin parámetros, no hay cómo saber lo que está dando resultados y lo que necesita ser corregido.

6. Trabaja en diversos canales

Ese realmente acaba siendo un gran error cometido por las empresas que están comenzando a hacer marketing digital.

Utilizan pocos canales para distribuir el contenido y rezan porque el público objetivo pueda encontrarlo. O, por el contrario, invierten en todos los canales y no consiguen nutrir, dejando varios canales sin contenido y prácticamente muertos.

La verdad es que, ni Facebook, ni Adwords, ni ninguna otra herramienta, por más popular que sea, puede salvar un plan de marketing digital mal hecho.

Es necesario estudiar el público, los canales, sus objetivos y, a partir de ahí, crear una estrategia para poder usar, de la mejor forma posible, las herramientas disponibles en el mercado.

Cuando se sabe cuál es la red social que tu persona usa más y cuáles son los objetivos, es más fácil elaborar una buena estrategia para atender a tu público objetivo.

7. Produce contenido para cada etapa de tu embudo

Otro consejo importante para hacer marketing digital para instituciones educativas es aprender a producir contenido para cada etapa del embudo.

Puede parecer un poco extraño, al inicio, pensar así, pero tiene mucho sentido.

Podemos considerar que está en el tope del embudo, aquella persona que comienza a considerar ingresas en una institución educativa y necesita información general, ya sea sobre métodos de educación, evaluación, tendencias de mercado y todo tipo de cuestiones referentes a la educación.

Podemos considerar en el medio del embudo, a quien tiene esa información y quiere saber aspectos más específicos que lo ayuden a elegir cuál es la mejor institución o curso.

Mientras que en el fondo del embudo, están las personas que pueden analizar y evaluar información directamente relacionada con tu empresa y decidir claramente cuál camino desea seguir.

Por lo tanto, es necesario siempre estar atento a los materiales que deben ser producidos, cuáles son las dudas más recurrentes y, con eso, responder las preguntas que ayuden a tu público a convertirse en un cliente feliz.

8. Transforma tu plan de marketing digital en rutina

Todo comienza con alegría, con facilidad, pero, con el tiempo y los obstáculos diarios, muchos planes de marketing quedan olvidados debajo de una pila de papeles o en el fondo de una gaveta.

Por eso, es fundamental que las acciones del plan se conviertan en parte de la rutina de todos los involucrados.

Sabemos que, al comienzo, eso va a dar mucho trabajo, pero también tenemos la certeza de que el esfuerzo va a valer la pena.

9. Invierte en herramientas que te ayuden a hacer tu trabajo

Todo está saliendo muy bien hasta ahora, solo que probablemente hay una pregunta que, tal vez, no te habías formulado: ¿cómo es que vas a poder poner todo esto en práctica?

Y la respuesta es: a través de las herramientas más adecuadas.

Y dependiendo de los canales que utilizas o de las acciones que pones en práctica, podrás escoger entre las más diversas soluciones de mercado.

Lo más importante es recordar, a la hora de elegir, el consejo anterior, y seleccionar aquellas herramientas que puedan ser incluidas en la rutina.

Si no lo haces, por muy buena que pueda parecer, no va a ayudar en nada.

10. Planea, ejecuta, corrige

Esta frase “Planear, ejecutar y corregir” se debe convertir en un verdadero mantra para tu equipo.

Los obstáculos existen e, inclusive, forman parte de cualquier proyecto.

Lo importante es aprender, a partir de ellos, a hallar las mejores y más adecuadas respuestas para no sólo continuar trabajando, sino para seguir todavía más fortalecido.

Últimas consideraciones

Por lo tanto, como puedes darte cuenta, el marketing digital para empresas de educación no es, y no necesita, ser tratado como un monstruo de siete cabezas.

A partir de una buena planeación, metas definidas, ejecución de calidad y mucho esfuerzo para buscar mejorar constantemente, es posible, no solo conquistar más alumnos para tu institución, sino también educar a esos clientes sobre las elecciones que tienen.

Y es partir de ese tipo de pensamiento – una inversión en educación del público – que se vuelve posible fidelizar a tu clientela, transformando a tu cuerpo docente en un enorme ejército que trabaja a favor de tu marca sin darse cuenta.

Y eso, en un mercado tan competitivo y feroz, ciertamente va a hacer toda la diferencia.