early adopter y late adopterredes sociales?

">

Early Adopter o Late Adopter: ¿cuál eres y qué ventajas trae ser cada uno?

Gabriela Muente
¿A quién no le gusta ser innovador? Yo creo que a la gran mayoría, es por eso que en nuestro día a día siempre estamos atrás de lanzamientos de productos y novedades. Pero, ¿esta es una actitud que debemos aplicar en nuestras estrategias de marketing?

Hoy vamos a hablar sobre este tema y descubrir hasta qué punto es bueno ser un early adopter: el primero en usar una nueva red social, una nueva herramienta o una nueva plataforma.

¡Continúa leyendo!

¿Qué es ser early adopter o late adopter?

Estos términos en inglés expresan exactamente de lo que estábamos hablando anteriormente. Un early adopter es la persona que usa antes que la mayoría las nuevas herramientas, redes sociales, plataformas, aplicaciones, etc. Y un late adopter es lo opuesto, es la persona que espera que ya estén probadas y afianzadas para después utilizarlas.

Te preguntarás: ¿qué es lo mejor? Pues como todo en la vida, depende. Vamos a analizar los dos casos y verás como en algunas cosas lo mejor es ser early adopter y en otras late adopter.

 

¿En qué casos es mejor ser late adopter?

Como bien sabemos, muchas cosas en Internet son volátiles. Si hablamos de una nueva plataforma o red social, lo mejor es esperar que esta ya esté posicionada y haya sido probada por un buen público antes de entrar en ella.

Imagínate todo lo que implica estar presente en una red social, no te digo solamente tener una página en ella – porque eso no es estar en la red – y sí estar presente realmente. ¿Cómo? Teniendo buen contenido, imágenes atractivas, contenido de valor para tu persona, respetando las características de esa red social. Esto lleva tiempo y consecuentemente dinero.

Por ser una red nueva es normal que tenga pocos usuarios, de estos usuarios, el público que realmente te interesa, va a ser mucho menor. Además de todo esto, nada te garantiza que esta red social llegue a alcanzar realmente el público que deseas, o que sobreviva mucho tiempo en el mundo virtual.

Entonces, ¿crees que vale la pena invertir en una red social nueva, recién lanzada al mercado? La verdad, yo creo que no y te voy a decir por qué.

Hacer un buen trabajo en las redes sociales es fundamental en toda estrategia de marketing digital, y para eso se necesita tiempo, que a mi parecer puede ser mucho mejor invertido en las redes sociales que ya están firmes en el mercado, en las que conoces el tipo de público que hace parte y cómo puedes llegar hasta él.

Por tanto, en el caso de plataformas y redes sociales es una mejor idea ser un late adopter. Un late adopter analiza más antes de utilizar algo y no se deja llevar por impulsos. Y como bien sabes, en nuestra área, los análisis son fundamentales.

¿Y en qué casos se recomienda ser un early adopter?

Como acabamos de ver no es recomendable ser uno de los primeros a usar una plataforma o red social con pocos usuarios.

Vamos a continuar con los ejemplos de las redes sociales, pero esto se puede aplicar a cualquier otra plataforma de la que hacemos parte porque ya está afianzada en el mercado.

Una vez que conocemos la red social en la que estamos, empezamos a crear nuestras estrategias y colocándolas en práctica, cuando vemos que algo no funciona como esperábamos, hacemos las debidas alteraciones y continuamos trabajando.

Pues bien, ya conocemos al público que nos sigue en las redes sociales, conocemos a la persona que queremos alcanzar y el tipo de usuarios en la red, entonces tenemos una noción mucho más clara de lo que puede o no funcionar.

Si la red social en la que estamos lanza alguna novedad ¡ahí sí! con todo el conocimiento que tenemos sobre lo que te mencioné anteriormente, podemos lanzarnos a ser uno de los primeros a utilizar esta nueva aplicación.

En este caso podemos y debemos ser un early adopter y así despegar antes que la competencia porque ya sabemos como funciona el territorio. Sin embargo, debemos continuar haciendo lo que siempre hacemos al colocar una nueva estrategia en práctica, acompañar los resultados y si es necesario hacer algunas alteraciones.

Early adopter y Late adopter

¿Notas la diferencia en los dos casos? En el caso en el que te recomiendo ser un late adopter, es algo totalmente incierto. En el que te recomiendo ser un early adopter, ya conocemos dónde estamos pisando, tenemos como basarnos en los conocimientos que tenemos, entonces podemos ser los primeros en lo que sabemos que nos puede traer resultados.

Ser uno de los primeros a usar una aplicación dentro de una plataforma nos coloca delante de nuestra competencia siempre.

Es muy bueno ser visto como el novedoso, el innovador, eso es excelente para nuestro posicionamiento como marca. Y es lo que debemos hacer, siempre y cuando se tenga todo un respaldo y elimines todo riesgo de seguridad, no debes hacer algo de cualquier forma sino siempre bien pensado y en un campo que ya dominas.

Para poder ser innovador es muy importante estar siempre al tanto de todas las novedades que existen dentro de las plataformas que utilizas, así que, mantente informado.

Suscríbete a newletters útiles que te permitan acompañar las innovaciones de las plataformas que utilizas. Así podrás ser uno de los primeros a saber lo que está siendo lanzado y si es conveniente para tu marca utilizarlo o no.

Pero cuidado, debes ser un early adopter no impulsivo, no vayas a salir utilizando todas las novedades de tu plataforma, analiza antes si se adapta a tus necesidades y si es así, utilízala y haz las mediciones necesarias para acompañar los resultados.

La importancia de las métricas

Como ya sabemos las métricas son siempre importantes en cualquier estrategia de marketing digital, pero en algo que estás usando por primera vez son mucho más. Así que haz un acompañamiento más frecuente para que veas como está funcionando y haz los cambios necesarios en el transcurso.

Como pudiste ver, siempre un equilibrio es fundamental para toda estrategia. No podemos ser totalmente early adopter o late adopter. Hay que encontrar el punto de equilibrio como en todo en la vida.

Si llegaste hasta aquí es porque te interesa el marketing digital, ¿verdad? entonces tengo un regalo para ti. Descarga este e-book con todas las informaciones para que crees una excelente estrategia de marketing digital.

¡Disfruta el e-book y hasta la próxima!