Personas Vs SEO: ¿cuál debe ser el enfoque de tu contenido?

Descubre de una vez por todas la respuesta a las preguntas: ¿personas o SEO?, ¿en cuál de estos elementos debo enfocarme a la hora de escribir mi contenido?

Si has hecho bien tus tareas, puedo deducir que toda nueva pieza de contenido que produces se centra en tu persona, ¿no es así?

Sigo con otra pregunta: si estás produciendo un artículo para un blog, seguramente el tráfico orgánico es una métrica extremamente relevante y el SEO también es uno de los pilares de tu estrategia de contenido, ¿verdad?

Pues bien, si todavía no has entendido adónde quiero llegar con estos dos cuestionamientos, aquí va la pregunta del millón:

A la hora de crear un artículo, ¿cuál debe ser tu principal preocupación? ¿las personas que van a leer tu artículo? ¿o la optimización para los motores de búsqueda que van a determinar cuán apto está tu artículo para rankear mejor?

¿Te pareció difícil?

En este artículo hablaré bastante sobre esas tres preguntas, que muchas veces pueden dejar confundidos a algunos profesionales de marketing, redactores freelancers y cualquier persona que produzca contenido para web.

¿Por qué mi contenido debe tener una dirección?

Soy licenciado en periodismo y en la época en que fui a crear mi primer post para blog, me di cuenta que casi nada de lo que había aprendido en 4 años de graduación me ayudarían en la tarea.

Bueno, no fue al principio, pero después del primer feedback sobre el contenido me di cuenta.

Así como muchas personas que no tienen experiencia, vivencia o costumbre de producir contenidos para Internet, he escrito un artículo periodístico.

Expuse el problema al principio, busqué por fuentes que comprobaban el hecho, expliqué el tema por completo y terminé con una excelente conclusión.

Al final de la “redacción” estaba seguro de que todo había salido bien, así como la primera vez que hice la prueba para entrar en la UFMG (Universidad Federal de Minas Gerais).

Y como en mi primer experiencia en la universidad, estaba equivocado.

Solo que esta vez no fue la gramática, la concordancia o la falta de adecuación al tema que me hicieron ser “reprobado”.

Lo que hizo mi primer post un fiasco fue el simple hecho de que no solucionó el problema de nadie y tampoco estaba optimizado.

O sea…

Fallé miserablemente.

Después de recibir el primer feedback, algunas cosas me quedaron muy claras:

  • Siempre produce un artículo con una persona en mente;
  • Preocúpate en saber el problema de la persona y en resolverlo en el transcurso de tu artículo;
  • Preocúpate con los motores de búsqueda;
  • Los blog posts son producidos para ser leídos y atraer a los lectores, por lo que el tráfico orgánico es una de tus principales métricas para medir el resultado positivo;
  • Todo el mundo necesita saber un poco de SEO.

Es decir, un contenido que encaje en una estrategia de marketing, necesita direccionamiento.

Y después que descubrí todo eso, todavía me quedó una duda: ¿enfocar el contenido en personas o en SEO?

Persona

Piensa, escribe, ayuda y soluciona los problemas de tus personas.

Siempre.

Punto final.

Esa es, posiblemente, la información más difundida y repetida en toda la Internet cuando el tema es inbound marketing y marketing de contenidos. Sin embargo, no siempre está tan claro en la cabeza de aquellos que producen el contenido.

Constantemente puedes encontrar artículos que no tienen sentido. Digo eso porque ya he pasado por esa situación varias veces.

Cada vez que tienes una duda, el proceso suele ser el mismo: entrar en Google, realizar una búsqueda y encontrar un artículo o página que logre resolver tu cuestionamiento.

Sencillo, ¿no?

En algunas situaciones te encuentras con un artículo prometedor. El título te atrae y sientes que ese lugar tiene la información que deseas tanto encontrar.

Después de unos segundos de lectura, queda claro que el texto no pasa de más un artículo que habla, habla, habla y no dice nada al mismo tiempo.

Lo que significa que:

  • El artículo es una colcha de retazos. El autor del contenido investigó por el mismo tema que tú y solo recortó los artículos hasta crear algo “único”;
  • El autor no tiene idea de lo que está hablando y realmente no logró concluir nada;
  • El contenido no fue producido con direccionamiento hacia una persona específica y, por eso, no logró sanar tu duda;
  • Quédate tranquilo, posiblemente no eres la única persona que se frustró con el artículo.

Podría enumerar algunas posibles variables para explicar la falta de objetividad y capacidad de solucionar problemas de miles de artículos que habitan Google hoy en día, pero vamos a parar por aquí.

Existen algunas acciones que ayudarán a no caer en el error que algunas empresas cometen en su estrategia de contenido:

  • Conoce quién es tu persona;
  • Conoce sus problemas, sus mayores desafíos y sus principales objetivos;
  • Aprende cuáles son los canales que utilizan para consumir información;
  • Cuál es el tono que debes usar para que tu mensaje llegue hasta tus personas;
  • Determina objetivos claros para cada artículo de tu blog.

Una vez que tengas toda la información necesaria para dirigir el artículo a una persona específica, basta con elegir algún problema y solucionarlo en tu artículo.

Sea cual sea, si es un interés de tus personas, el contenido debe ser enfocado en eso.

No produzcas porque tú lo encuentras interesante o crees que es un tema interesante para tu blog.

La producción siempre debe ser enfocada en las dudas y problemas de tu cliente ideal, tu persona.

Ok, después de todo esta información, ¿dónde entra el contenido con enfoque en la optimización para los motores de búsqueda?

SEO

En el otro lado de la moneda encontramos los artículos que se producen con un único objetivo: estar en la primera página de Google, preferentemente, entre los tres primeros resultados.

Hasta hace poco, muchos profesionales de marketing se enfocaban solo en la producción de artículos extremamente optimizados.

Eso quiere decir que posiblemente ya te has encontrado con un contenido redundante y con una determinada palabra clave repetidamente usada durante la publicación.

Durante mucho tiempo los buscadores eran guiados solo por las palabras clave y eso hizo que Internet se llenara de contenidos de baja calidad.

En el 2011 eso empezó a cambiar con el Panda Update de Google, que penalizó millones de páginas que tenían poco contenido, además de malo y de baja calidad.

Y fue en esa época que la historia cambió.

Hasta ahora he hablado básicamente de personas y muy poco sobre optimizaciones que te ayudan a mejorar tu rankeo, ¿verdad?

Sucede lo siguiente: en los últimos tiempos, más precisamente después del Hummingbird update que fue al aire en el 2013, las cosas cambiaron de una vez por todas.

persona ou seo

Esta actualización fue la última gran reforma del algoritmo de Google y benefició aún más los resultados que son útiles de verdad.

Actualmente, los contenidos que están rankeando bien son aquellos que logran ayudar al lector.

Son las piezas de contenido capaces de hacer que un usuario entre en una determinada página de la SERP (página de resultados de Google) y solucione todas sus dudas en esa página sin que ella vuelva a la página de búsqueda.

Eso se ve de una forma muy positiva e influye directamente en el rankeo de tus páginas.

¿Y cómo puedes beneficiarte de eso?

¡Enfócate en las personas!

No volveré en los puntos anteriores, creo que ya debes haber asimilado la importancia de pensar en personas. Ahora vamos al SEO.

Por más que este artículo esté pareciendo una evangelización en favor de las personas y del Inbound Marketing, no es eso lo que estoy tratando de hacer.

A pesar de enfocar tus producciones en un público bien específico, es esencial que también tengas en cuenta que el SEO es tan importante como el propio contenido.

En realidad, antes de continuar este artículo, necesito contarte un secreto que tal vez no sepas.

Factores de rankeo: los responsables por hacer que tus páginas se muestren en la parte superior

Cada vez que se realiza una búsqueda, el algoritmo de Google tiene en cuenta un centenar de criterios para clasificar los resultados.

Los enlaces son y seguirán siendo una de las principales y más importantes fuentes de valor para cualquier página. La adquisición de enlaces es una estrategia extremamente necesaria para el éxito.

Pero hay dos tipos de optimizaciones existentes a las que también necesitas dar atención:

  • SEO on page: Son optimizaciones que debes realizar dentro de tu dominio y tus páginas específicas.
  • SEO Off page: Son optimizaciones realizadas fuera de tu dominio. Con el propósito de mostrar que otros dominios se refieren hacia el tuyo.

Para que tu contenido realmente pueda rankear bien, es necesario que realices una serie de optimizaciones on y off page para que, juntos, logren el resultado.

Para saber cuáles y cómo, echa un vistazo a estos dos contenidos hechos especialmente para responder a tus dudas de SEO:

Personas Vs SEO: ¿Cuál es la mejor forma de escribir artículos que dan resultado?

Para finalizar la discusión, ahora vamos a atar los detalles para que todo tenga un poco más de sentido.

Como recién he dicho, uno de los principales factores de rankeo es el propio contenido en sí. Eso significa que, la manera cómo es creado, digerido y replicado influenciará directamente en el rankeo de una determinada página.

En la práctica, ¿qué quiere decir?

persona ou seo

El siguiente pantallazo muestra el resultado orgánico de un solo artículo de nuestro blog a lo largo de dos años y medio.

El artículo sobre personas es extremamente relevante para nuestro público y cliente ideal (una de las personas de Rock Content). Por eso, tenerlo como primer resultado de las búsquedas orgánicas para esta palabra clave es de suma importante.

He elegido este artículo para dar el ejemplo por motivos claros:

  • Es un artículo muy antiguo de nuestro blog (Factor de rankeación de edad de la URL);
  • Está optimizado para On page (Varios factores de rankeo);
  • Recibe varios enlaces externos (Adquisición de enlaces para lograr autoridad);
  • Soluciona claramente la duda de nuestra persona sobre el tema (Contenido de calidad que ayuda al lector);
  • Ya se ha actualizado algunas veces desde su lanzamiento (Factor de rankeo de actualidad del contenido).

Como has podido notar, este artículo tiene buen desempeño debido a la suma de todos los factores que citamos. Ningún factor de rankeo solo es capaz de poner tu artículo en la parte superior.

“Ok, pero al final de cuentas, ¿cuál es el punto más importante a la hora de crear mis artículos?”

Personas y SEO.

Un artículo enfocado únicamente en una determinada persona sin tener en cuenta las optimizaciones para motores de búsqueda difícilmente tendrá un buen resultado.

Del mismo modo, un artículo totalmente enfocado en SEO sin preocuparse por el lector tampoco rankeará bien.

El secreto para el éxito es elaborar una estrategia donde puedas producir las mejores piezas de contenido enfocándote en tus personas sin dejar de lado la importancia del SEO.

Sea en las optimizaciones internas de On Page o en las externas como una estrategia de Link Building bien definida.

Si aún quieres profundizar tu conocimiento en SEO y Personas, te sugiero que eches un vistazo a nuestros materiales:

Bueno, eso es todo. Espero haberte ayudado.

¿Dudas, sugerencias y/o reclamaciones?

¿Olvidé algo que te dejó perdido?

¿Dije algo que te asustó?

¿Hablé alguna tontería?

¿Te gustaron los consejos?

¡Utiliza la pestaña de comentario y dime lo que piensas sobre el artículo!