Producto en el marketing

Conoce a qué se refiere la P de Producto en la mezcla de marketing

Redactor Rock Content
Paso a paso, para comprender bien qué son las 4Ps del marketing, debemos comenzar profundizando en cada una de ellas. Para esta ocasión: La P de Producto.
 

¿Cómo debe ser un producto navideño para que lo compres? ¿Qué te parecen las promociones ofrecidas cerca de Navidad? ¿Sabes cómo es definida la localización de una tiempo que vende artículos de ese tipo? ¿Entiendes cómo se define el precio de un producto o servicio navideño?

Todas las preguntas hechas anteriormente parecen estar desconectadas, ¿verdad? ¡Te equivocas! Existe una relación bien estrecha entre la localización, la promoción, el precio y producto. 

Sea navideño o de cualquier otro tipo, esa combinación coordinada de características se llama mezcla de marketing. A parte de llevar este nombre, también es conocida como las 4 Ps de MarketingProducto, Precio, Plaza y Promoción.  

Sin dudas, para empezar a comprender mejor el tema empezaremos a desarrollar la P de Producto en el marketing, pues sin definirlo correctamente no hay cómo encarar las otras Ps. Eso porque están todas unidas y funcionan como una máquina, si falla una, la tendencia es que las otras no consigan rendir como se espera. 

¿Te interesa este asunto? ¿Necesitas tener más información sobre el Producto en la mezcla de marketing? Continua con nosotros y descubre detalles sumamente importantes sobre ello.

Conoce la mezcla de mercadeo 

Antes de explicar lo que es producto, es necesario que entiendas que ese es apenas uno de los componentes de la mezcla de mercadeo. Este compuesto de marketing fue creado por Philip Kotler, especialista considerado el padre del Marketing. En esta mezcla incluyó cuatro elementos principales: Producto, Precio, Plaza y Promoción.  

Según el autor, estos son los cuatro componentes básicos para cualquier estrategia de marketing. Sin estos, tanto empresarios como administradores, tienen mucha dificultad para elaborar estrategias de acuerdo con las demandas del mercado, de la empresa y del consumidor.  

P de Producto en el marketing: Elemento principal

En esta ocasión, concentraremos nuestro tiempo en explicarte la P de Producto. Este elemento es el que dirige la oferta, es decir, sin él no hay como establecer los demás. ¿Entiendes? 

Cuando hablamos del elemento producto podemos hacer referencia también a un servicio y sus características. Sobre el concepto de servicio, hablaremos dentro de un rato, ahora interesa que te concentres únicamente en Producto.  

El Producto en el marketing se refiere a los atributos que el bien tangible proporcionado por la empresa ofrece para los consumidores. Algunas de sus principales características son tamaño, colores, aspecto físico, etc. 

Pero, ¿cuál es la importancia de definir bien los atributos de un producto? La definición de estas variables posibilita que el producto se adecue a las necesidades manifestadas por el público-objetivo. Así, para que el producto sea realmente efectivo para el mercado, es fundamental que sus atributos sean fijados pensando en el mercado. Esta acción acrecenta más valor al producto y aumenta la probabilidad que este sea aceptado por el público. 

Conoce ahora la diferencia entre servicio y producto 

Tanto el producto como el servicio son elementos que necesitan satisfacer una necesidad o deseo del mercado. Las empresas no siempre ofrecen los mismos productos. Muchas veces, estos son estacionales, quiere decir que aparecen acorde a la época. Por ejemplo, algunas empresas que venden mallas para playa en verano, en invierno se dedican a ofrecer ropas para gimnasia.  

Otras organizaciones tienen una amplia línea de productos, por lo que se diversifican dentro de un mismo segmento. Al seguir hablando de diferencias, hay empresas que ofrecen productos intangibles, a estos se les llama servicios. Seguro, esta es la primera diferencia: los productos se pueden tocar, sentir, oler, o sea, son tangibles. Ya los servicios solo se perciben cuando están siendo ofrecidos.  

Otra diferencia importante entre producto y servicio es que este último es heterogéneo. Esto significa que el proceso de realización del servicio es variable y casi nunca es igual para un cliente u otro. Eso porque la calidad del servicio y la forma como es percibido varían de acuerdo con la persona que lo ofrece.  

La fabricación del producto depende de la demanda, esto quiere decir que es posible almacenarlo. El servicio no puede ser acumulado, solo se produce en el momento de consumirse. ¿Alguna vez has oído hablar de “acumular arreglos de lavadoras de ropa”? No, ¿verdad? 

Para encerrar este punto que habla sobre las diferencias entre productos y servicios es importante que percibas que los consumidores participan en el momento de realización de servicio, pero no de la elaboración del producto. Quizá esta sea una de las razones por las cuales es difícil personalizar un producto, pero extremamente fácil ofrecer un servicio personalizado.  

Ciclo de vida del Producto 

¿Qué tienen de diferente​ una videocasete y un DVD? Probablemente dirás que son dos aparatos electrónicos usados en épocas diferentes. Eso es real, pero también se puede analizar esta pregunta según el marketing y el elemento Producto en el marketing.  

Un videocasete es un aparato que surgió hace algunas décadas atrás para darnos la posibilidad de asistir películas y ver grabaciones. El DVD apareció en el mercado algunos años atrás para sustituir el aparato anterior. Lógicamente, ya han aparecido otras alternativas más novedosas, pero tomamos este ejemplo para que entendieras que los productos tienen ciclos. Cuando un aparato termina su ciclo, otro empieza el trayecto. 

El ciclo de vida es el período de existencia de un producto desde el momento que surge hasta el momento que declina. Ahora te explicaremos las etapas de ciclo de vida del producto: 

1. Introducción 

Esta constituye la etapa inicial del ciclo de vida del producto. También puede considerarse el momento en el cual el producto es difundido al mercado. Esta etapa es caracterizada por el bajo volumen en producción y ventas.  

2. Crecimiento 

Después de la etapa anterior, es el momento de empezar a consolidarse en el mercado. Conocido también como período de aceptación por el mercado, es la etapa donde surge la competencia

3. Madurez

En este período se caracteriza por bajo crecimiento en las ventas, el lucro queda más estable o se reduce. La caída del lucro puede ser porque la empresa está invirtiendo para dejar al producto protegido de la competencia. 

4. Declive

Esta etapa inicia cuando el producto comienza a perder la participación en el mercado. Como consecuencia, las ventas y el lucro empiezan a disminuir. 

Es fundamental que las personas que trabajan o tienen interés en marketing tengan clara la necesidad de planear y organizar correctamente una mezcla de mercado. A parte de eso, es relevante considerar el producto como el elemento que define la oferta. Esto es, considerar sus atributos y ser consciente que sus ciclos son un aspecto importantes para que las empresas puedan ofrecer exactamente lo que su público busca en el mercado. 

¿Que te pareció nuestro texto? Deseas ampliar tus conocimientos sobre la mezcla de marketing? Te invitamos a leer el artículo 4P’s del marketing: comprende el concepto de la mezcla de mercadeo y a ponerte al dia con el tema.