SEO Off Pagemarketing de contenidos en la plataforma de LinkedIn, primero debemos saber que nuestro mensaje o contenido debe ser de alta calidad y despierte el interés necesario para que sea compartido y comentado en su distribución, mucho más en una red como LinkedIn.

">

El 1, 2, 3 del SEO Off Page

Paula Obeso
Como yo, tal vez conozcas a alguien que al principio no te caía muy bien (posiblemente porque en su timidez parecía antipático o poco interesante); pero una vez lo conociste mejor descubriste lo mucho que tenía para ofrecer. ¿Te ha pasado?

A riesgo de ponerme sentimental, esto mismo es lo que pasa cuando te dedicas solo al SEO On Page: tienes un gran sitio con páginas de excelente contenido, pero descuidas los factores externos que harán que tu audiencia se acerque con más confianza (o SEO Off Page).

Claro que, como pasa con las personas, esto puede darse naturalmente con el tiempo. Pero no está de más ayudarse un poco, ¿no crees?

Por eso aquí te presento los tres aspectos más importantes que debes tener en cuenta al hacer SEO Off Page:

1. Confianza

No es de extrañar que este sea el primer aspecto. Con tanto contenido basura en Internet, a los buscadores como Google les importa mucho que cada página indexada sea 100% confiable.

Para asegurarse de que así sea, hay una serie de factores que evalúan la confiabilidad de un sitio:

Autoridad de dominio:

Representa qué tan conocido es tu dominio (por supuesto que si te llamas Facebook o Coca-Cola, no tendrás problema con esto). Entre más conocido, más confiable.

Por eso es tan importante que construyas una marca alrededor de tu sitio, algo que le dé identidad, lo conecte con tu audiencia y lo convierta poco a poco un un referente.

Puedes medir el nivel de autoridad de tu sitio ingresando aquí.

Autoridad de página:

Es qué tan conocida es una página concreta. Si tienes una sola página en tu web con un alto nivel de autoridad, esta se puede transmitir a otras del mismo sitio a través de algo llamado enlazado interno o interlinking.

Antigüedad del dominio:

Con el tiempo los sitios acumulan cada vez más URLs que se indexan en los buscadores, por lo que los dominios más antiguos tienen mayor probabilidad de aparecer bien posicionados en los resultados.

Aunque no puedes viajar en el tiempo y cambiar la antigüedad de tu dominio (todavía), sí puedes y debes estar muy atento a la fecha de expiración para renovarlo a tiempo.

2. Enlaces externos o backlinks

Son los enlaces provenientes de otras páginas que conducen a tu sitio. Para los buscadores como Google, cada uno de estos links es como “un voto de confianza”: una prueba de que tu sitio es de fiar.

Los enlaces orgánicos se dan espontáneamente y son los más valiosos de todos, especialmente si vienen de páginas reconocidas. Sin embargo, estos no se dan por arte de magia. Para lograrlos debes trabajar constantemente en tu contenido y perseverar para alcanzar con el tiempo un alto nivel de autoridad.

Por supuesto, esto hace que algunas personas opten por la vía fácil de comprar un montón de enlaces, un acto que Google descubre y penaliza fuertemente.

Por eso para hacer una buena estrategia de enlazado externo o linkbuilding debes tener en cuenta:

Frecuencia:

Si de un día para otro aparecen una gran cantidad de enlaces dirigiendo a tu sitio, esto será una señal de alarma para los buscadores (más aún si tu web tiene menos de un año).

Los enlaces deben darse de una manera natural, creciendo de manera sostenida con el tiempo.

Calidad sobre cantidad:

Debes procurar recibir enlaces que vengan de sitios con autoridad, evitando aquellos que parezcan poco confiables. No importa si son relativamente pocos, lo que prima es la procedencia.

Anchor text:

Es la frase o palabra que lleva tu URL. Este debe variar, ya que usar siempre el mismo anchor text puede resultar muy sospechoso para los buscadores.

Recuerda que los enlaces deben venir de páginas relacionadas con tu contenido y conducir a varias páginas de tu sitio, no a una sola.

Ahora te preguntarás, “Muy bien, pero ¿qué puedo hacer entonces para conseguir links de una manera legítima?” Aquí, algunas ideas:

  • Participa en blogs y foros relacionados con tu sitio, haz comentarios interesantes que aporten valor.
  • Publica artículos de calidad en sitios de terceros. A esta táctica se le llama guest blogging.
  • Crea contenido viral. Suena más fácil de lo que es, pero los tutoriales, concursos, infográficos y hasta los contenidos humorísticos pueden ayudarte a obtener muchos enlaces si los haces bien.

3. Personalización

Los buscadores ajustan los resultados de búsqueda a ciertas características del usuario, como su ubicación, historial y contactos.

Aunque algunos de estos factores salen de nuestro control, hay algunas cosas que puedes hacer para brindar una experiencia más personalizada.

Geolocalización:

Usa palabras clave relacionadas con la(s) ciudad(es) y/o país(es) donde prestas tu servicio, así tendrás mayores probabilidades de aparecer en los resultados de búsqueda que se realicen desde allí.

A este tipo de acciones se les llama SEO Local.

Historial de búsqueda:

Google tiene en cuenta el historial de navegación de los usuarios para proveerles resultados de búsqueda más relevantes. Así que si alguien ya te ha visitado, es más probable que aparezcas en sus resultados de búsqueda.

Aspectos sociales:

¿Cuántos seguidores tiene tu marca en redes sociales? ¿Qué tanto comparten tu contenido?

Para los buscadores estos son indicadores de calidad, ya que un alto nivel de interacción significa que tu contenido es lo suficientemente bueno como para ser compartido. Para optimizar este aspecto te recomiendo hacer una estrategia de marketing de influencia, donde identifiques algunos personajes con autoridad que te ayuden a lograr alcance.

En conclusión

Toda buena estrategia de contenido DEBE incluir SEO On Page y SEO Off Page. Es un trabajo que requiere constancia, paciencia y aprendizaje constante. ¡Ponlo en práctica y verás cómo poco a poco dará excelentes resultados!